Lema y objetivos

 

¡Confianza!

¡Cuento contigo! ¡Cuenta conmigo!

“Qué mi alegría esté con todos vosotros”

(Jn 15,11)

 

«El Evangelio nos invita a vivir en esperanza vigilante, es decir, estar siempre preparados para recibir al Señor, con la total confianza de que ya hemos sido salvados por él y de que estamos esperando su plena manifestación. Esto exige que vivamos con responsabilidad nuestra fe, y que acojamos con agradecimiento y asombro cada día de nuestra vida como un regalo de Dios».

«La fe les dice a los cristianos que Dios está trabajando en todo momento de la vida de un individuo y en todo momento de la historia humana. Esa confianza siempre le ha dado a los cristianos esperanza, la cual es la más humilde de las virtudes, porque permanece escondida en las encrucijadas de la vida, pero es similar a la levadura que hace fermentar toda masa».

“El discípulo se siente invitado a confiar, se siente invitado por Jesús a ser amigo, a compartir su suerte, a compartir su vida. Los discípulos son aquellos que aprenden a vivir en la confianza de la amistad de Jesús. Una confianza que se aprende, que se educa. Una confianza que se va gestando en el seno de una comunidad, en la vida de una familia. Una confianza que se vuelve testimonio en los rostros de tantos que nos estimulan a seguir a Jesús, a ser discípulos de Aquel que no decepciona jamás”.

(Papa Francisco)

 

 

 

Murales para la ambientación de las aulas, los despachos y las zonas comunes:

 * Murales Educación Infantil y 1º y 2º de Educación Primaria

 

 La pureza y la inocencia infantil reflejan la sorpresa, la ilusión, la imaginación y su maravillosa forma de ver las cosas. Pero durante este camino siempre van arropados por sus profesores y profesoras, representados simbólicamente por las batas blancas.

Cada uno tenemos nuestra propia huella de identidad que desarrollamos desde el comienzo de nuestra vida. Todas son diferentes y únicas en cada ser humano. Lo que cada uno aporta desde su identidad enriquece al grupo y lo fortalece. La identidad tiene que ver con nuestra historia y lo que unidos vamos formando.

 En estos murales aparecen niños y niñas de Educación infantil jugando, compartiendo, creando, aportando lo que son y saben para la construcción de algo común. El colorido y la alegría de los niños y niñas son un signo distintivo de la unidiversidad de nuestra Institución. La dinámica con los alumnos de EI girará en torno a la imagen de las manos.

 

 * Murales Educación Primaria (3º-6º EP)

 El juego constituye un modo de interacción del niño con su medio. En el juego el niño proyecta sus deseos, sentimientos, emociones… El juego en sí mismo proporciona sentimientos agradables. Cada uno construye su propia identidad. Cada persona ayuda en la construcción de la identidad del grupo. El grupo se enriquece de lo igual y de lo diferente. Dentro del grupo cada uno aporta su diferencia y esto nos hace ser uno.

 La dinámica con los alumnos de EP girará en torno a la imagen de las piezas de plástico utilizadas para la construcción en los juegos.

 * Murales Educación Secundaria Obligatoria

 

 Los murales de ESO están realizados a partir de la cruz unidiversa del logo de Fundación. Los colores hablan de la diversidad, de la complementariedad, de la unidad que nace de poner en común los talentos de cada uno. Los colores son alegres, llaman la atención, no dejan indiferentes.

 

 En la cruz se ve a una joven haciendo oración, a un joven leyendo y a otro echando a volar, creciendo y creando. La unidad es posible si todos compartimos lo que somos, sabemos y tenemos. En este mural se muestra que somos personas, somos evangelio, somos escuela. En nuestras escuelas buscamos en Jesús el modelo a seguir, buscamos a Jesús en los otros y buscamos en nuestra esencia al Dios creador, del que somos imagen y semejanza.